viernes, 4 de abril de 2014

Huevos y candados



LA COLUMNA DE LOS VIERNES

….Y no se entiende fácilmente, porque con un trabajo adecuado y ordenado, cualquiera de esos responsables podría conseguir que sus opiniones, sobre el tema que toque, fueran leídas, reflexionadas y debatidas por muchos miles de personas continuamente, creando opinión. ¡Qué desperdicio!....

                                                  

HUEVOS Y CANDADOS

A tal velocidad influyen las redes sociales en nuestras vidas y nuestros hábitos que a mucha gente le da vértigo pretender seguirlas. Tal vez por eso, cuándo hace tiempo que son una absoluta realidad como principal medio de intercomunicación, aún estamos, en muchos ámbitos, desterrando mitos  y resolviendo errores que nos tienen aún paralizados en éste  movimiento comunicativo socialmente universal e irreversible. Con riesgo claro de arrinconar nuestra empresa  a una marginación social que parezca inexplicable.

Tal vez las Redes Sociales surgieran como un sistema de comunicación para el divertimento, para la relajación después de la dura jornada laboral. Tal vez fuese, en sus principios, una cosa de chavales y chavalas que así se comunicaban entre ellos sin necesidad de conocerse, aprovechando la pretendida libertad que da el aparente anonimato.
Siguen vigentes ésas facetas de ocio y juventud, juntas o por separado. Pero ya hay más, mucho más.

Las Redes Sociales son un gran instrumento para el Ocio, pero también para el Neg-Ocio, para el otro tiempo, para la búsqueda de rentabilidad, para situar a tu empresa en una esfera de élite, o, al menos, que no desaparezca de la imagen de la sociedad a la que nos queremos dirigir.

Cuándo un CEOs(1) dice aquello de “no tengo tiempo”, refiriéndose a su falta de atención a las redes sociales, está empezando a marcar un declive social importante de su empresa o de él o ella como trabajador o trabajadora de la misma. Sobre todo si al mismo tiempo está utilizando “su tiempo” en otros sistemas de promoción y comercialización obsoletos y cada vez menos rentables.
El Marketing es una ciencia comercial que siempre ha estado en evolución, también ahora, sólo que más deprisa. Y no sólo me refiero al que ayuda a vender objetos, también al que facilita la promoción de ideas para crear estados de opinión. Es decir, el instrumento imprescindible que nos ayuda a “vender” convencimientos.

Porque  las Redes Sociales son una opción Universal, pero cada uno, cada empresa, cada organización puede elegir el espacio que necesite para sus pretensiones, para sus objetivos. Esencialmente se pueden seleccionar audiencias y fuentes de información; se pueden seleccionar franjas horarias y destinos geográficos; y, sobre todo, puedes elegir el mensaje, cómo comunicarlo y cómo divulgarlo.

Los CEOs han de utilizar éstos medios de comunicación porque además de lo dicho, esta es una gran vía para marcar las líneas estratégicas que han de seguir sus colaboradores, sus trabajadores, sus seguidores. No son incompatibles con otros sistemas, pero tienen la ventaja de la inmediatez: no hay que esperar a la reunión del Lunes o el Viernes, ni mucho menos al boletín del trimestre, para recibir y distribuir información, ni para marcar las pautas a seguir. 
De no hacerlo así tendrán que asumir un nuevo riesgo: que esos colaboradores, trabajadores o seguidores sean como “pollo sin cabeza” y respondan a la inmediatez de las redes con una estrategia propia, que puede no coincidir del todo con la de la empresa.

Según un estudio estadístico publicado por Social Media Marketing, y realizado por Global CEO Social Survey, en EE.UU., un 82% de los encuestados considera que esta actividad social por parte del CEO de la empresa contribuye a transmitir los valores de la organización, y a crear su reputación de marca. Se trata de una fuente de confianza de primer nivel. Un 80% considera que ayuda a mejorar su imagen y reputación personal.
Un 77% considera que la trasparencia por parte de la empresa sube muchos enteros si sus directivos se comunican directamente a través de las redes.

Para CEOs, dirigentes, responsables de área, etc… ya no es un capricho participar en la esfera 2.0. La Evolución de la profesionalidad, y por tanto de las empresas, tiene ya mucho que ver con esto. Cada vez más, si no estás en las redes, simplemente no estás. La sociedad no te percibe, no sabe quién eres ni a qué o a quien representas.

Adiós, corto el rollo pero amenazo con seguir hablando de ello en otro momento. Me voy a ver quienes me están comunicando algo.
________

(1)  CEOs (Chief Executive Officer): Cargos Responsbles de la Empresa.

Ricardo Garanda Rojas
@rgarciaaranda